Vamos a cocinar

Imagina que estas en la playa descansando en tu silla, mientras tu hijo esta jugando con un cubo y una pala en la arena. Los minutos y horas pasan escarbando arena y echándola en el cubo, llevándola de un lado a otro, mezclándola con agua. Imagina ahora que en vez de arena tu hijo está jugando con harina. Eso que tanto ha practicado en la playa lo puede poner en función contigo en la cocina.

Listos para comenzar a hornear un bizcocho

Cocinar con los niños tiene un sin número de beneficios. Quizás no te habías dado cuenta pero cocinar es una actividad sumamente educativa para los niños, no importa la edad. Lo más importante es que nunca dejes a tus chicos solos en la cocina.

Observando como se mueve la mezcla en la batidora

Si tu chico ya pasó la edad preescolar tendrás beneficios mayores en la cocina. En específico en el área de las ciencias y matemáticas puede ser de mucho provecho para ellos. Temas tan importantes como el manejo de las fracciones los puede aprender y poner en práctica cuando está preparando los ingredientes que utilizará. También practicará los diferentes estados de la materia (como sólido o líquido) así como los diferentes tipos de medidas que se utilizan para cada uno. Finalmente puedes practicar con ellos el funcionamiento de las diferentes temperaturas (C° y F°) y como diferenciar entre ellas y convertirlas de una a otra.

Anadiendo ingredientes a la mezcla

Si por el contrario tu niño esta aun en edad preescolar, la cocina se vuelve una actividad no solo educativa, sino también divertida. Empezamos por explicarles una receta y como hay que seguir unos pasos para lograrla. Esto les ayuda a aprender a seguir instrucciones.

Ayudando a batir la mezcla manualmente

El permitirle ayudarte a cocinar le da un toque de importancia. La carita de mi chico brilla cuando ve lo que él cocinó para mamá y papá. Para los niños es importante cooperar y la cocina se los permite.

Ayudando a anadir la mezcla al molde

En casa muchas de las actividades que realizamos tienen un fin terapeuta y esta no es la excepción. Deja que tu chico se embarre las manos con los ingredientes. Que explore las diferentes texturas (duro, blando, granoso, polvos, temperaturas). Es casi seguro que harán un reguero en la cocina, pero cocinar debe ser divertido. Toda esta exploración es parte de las actividades sensoriales que tu chico debe experimentar.

Esperando que termine de hornear el bizcocho

Advertisements

7 responses

  1. Pero, ¿y el bizcocho dónde está??? ¡Yo lo quería ver!! Jejeje…. al mío también le encanta hacer bizcochos conmigo. Lo más que le gusta es decorarlos con frutas y diferentes decoraciones en azúcar o pasta laminada.

  2. Me encanta la idea! Ahora mi bebe solo tiene 2 meses y no puedo esperar para hacer actividades (como esta de cocinar) con el.

    • Pues para mi es super divertido. Ayer estaba haciendo una lasaña y mi chico se antojó de ayudar. Tuve q ponerlo a mover la salsa y eso lo hizo feliz. Ellos vienen con la semilita de ayudar integrada, pero nosotros como padres debemos cultivarla.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s